jueves, 16 de abril de 2015

chelco - gaucho models 1/43





EL PAJARO CELESTE

Empecé el modelo hace un año, casi sin querer o sin saber qué quería hacer.
Hice el cuerpo con de cartón, plasticola, enduido, masilla y hasta un poco de plasticard.
Si lo hubiera pensado mejor, lo hubiera encarado de otro modo, sobre todo en el agujero previsto para el interior.





Sin mucha idea para el techo, organicé las formas a partir de los marcos de ventanas, hechos en alambre, como lo vieron en el post anterior.
Luego agregué cartón y masilla, con mucha lija.





Dado que el modelo era rectilíneo y con muchos planos, aproveché para probar los laterales con plasticard, una técnica desconocida para mi.





La parte gráfica me hizo sufrir.
Después de varias pruebas frustrantes, decidí que la industrialización de calcos no es lo mío, al menos mientras no se invente un papel más amigable o impresoras más cojonudas.
En tal sentido, para dar por terminado al Chelco debí hacer los calcos de papel y pegarlos con plasticola.
Lamentablemente eso se nota en algunos calcos que quedaron mal,
y en otros que ni siquiera pude hacer.





Las ruedas son de un spot prototipo de Heller.
Quizás debí quitar los calcos con la marca de neumáticos en favor de la fidelidad pero quedan tan lindos que los dejé puestos.



El modelo es grandote, largo y afilado como un tiburón.





Ese techo tan alto respondía a exigencias del reglamento.





El año siguiente se bajó la altura mínima, con lo que bajaron todos los techos de la categoría.
El Chelco 2 tenía techo más bajo y era más aerodinámico pero no tenía tanto encanto.
Esa trasera preanunciaba un efecto suelo unos cuantos años que Chapman.



Nuevamente tuve serios problemas con mi vista y mi pulso.
Para este modelo tuve que usar anteojos y así y todo me costó mucho.
Los calcos, los transparentes son piezas muy pequeñas, en el límite de la vista y la manipulabilidad.
Vean el volante, y piensen que está hecho con 4 piezas separadas.



A medida que me acercaba al resultado final, el modelo fue reflejando estas limitaciones.
Algunas me preocuparon y otras no.
Calcos imperfectos, transparentes mal ajustados o fallas de pintura, todas imperdonables en un modelo como este.
Todo esto me expone a frustraciones, tanto trabajo para un resultado triste.
Y ya estoy viejo para exponerme así.
Prepárense que en cualquier momento llega el último Gaucho Model.



That's All Folks!



Gaucho Man
el viejo choto




16 comentarios:

  1. Gaucho, en esto lo primero es disfrutar, lo otro es secundario. En lo que a mí respecta, creo que el esfuerzo mereció la pena.
    Un consejo: hay cámaras de video pequeñas para conectar por USB y actúan como lupa gigantesca, no son nada caras y te las recomiendo.
    Más que nada por que si no quedarás como José Feliciano...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gran verdad lo que dices: se trata de disfrutar.
      Es por eso que me tomo todo el tiempo, cero apuro: para este modelo me tome un año.
      Veré esas camaras USB.
      Gracias!

      Eliminar
  2. No cualquiera logra un modelo así partiendo de la nada, eso es un gran mérito, a mi me gustó el resultado final, mis felicitaciones al chef!!
    Comprate una vincha con aumentos, son muy piolas, yo hace poco adopté una y para estos menesteres es genial, tenes las dos manos libres para trabajar y ves muy nítidamente.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. hola Julián, gracias por tus palabras.
      veremos la vincha con aumento, quizás sea más cómoda y apropiada que los anteojos.

      Eliminar
  3. A ver Edu , ¿cuál es el problema?.Levantaste una forma en tres dimensiones ¡ bien ! (yo veo un ángulo triedro , y mi sistema operativo se cuelga). Falla el pulso ? , se usan morsas , cocodrilos , los antebrazos apoyados en la mesa , reglas , escuadras , y cianoacrilato en gel para corregir si no embocás de una . No ves bien ? ; yo ya te dije hace meses que uses lupas binoculares , y Julián te lo confirma . Los anteojos para leer sirven para enfocar detalles normales , letras , las formas de una llave , etc. , pero a lo que apuntamos en este hobby , son precisamente detalles anormales (como nosotros) .
    Vindicando mi condición de miembro mas anciano del grupo , puedo asegurarte que las únicas y verdaderas causas de frustación , son las cosas que nunca intentamos . Hace tiempo que vengo juntando ganas de hacer un modelo "de verdad" , así , de la nada , como este Chelco ,¡que no te pesque a vos en un renuncio!
    Un abrazo!
    PD : si mi caótico manejo de los tiempos lo permite , te prometo en un par de semanas un mitorial de calcas.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ufa che, no se bancan verme un poco depre.
      gracias por las palabras, todo suma.
      pero ahora te toca a vos tu modelo desde cero.

      Eliminar
  4. De esto lo básico es disfrutar del hobby, el que guste a los compatriotas es sucedaneo.

    De errores se aprende y creo que aquí no hay de esos si no mas bien joyas de una gran colección, que si se le suma lo exclusivo, mejor aún

    Enhorabuena por esta nueva joya

    Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. me alegro que te guste el modelo, pese a los errores, es un modelo único e histórico en nuestro país.
      para mi es un motivo de orgullo.

      Eliminar
  5. Yo estuve mirando fotos en la web del modelo original y solo puedo maravillarme de la fidelidad a las proporciones desde todos los angulos del bolido.
    Es logico y te honra como buen artesano que eres el hecho de enumerar los defectillos de tu obra.
    ¡Y ademas sobreviviste a la venenosa picadura de esta lagartija!.
    Felicidades por otro trabajo genial!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. gracias xavi,
      viste qué impresionante era el modelo real?
      pensar que en nuestro país tuvimos esos autos y ya no queda nada.
      PD: si yo no lo le busco los defectos quién va a hacerlo.

      Eliminar
    2. si a mi me recuerda a un Can-Am con cúpula.

      Eliminar
    3. algo de eso hay.
      esta categoría fue resultado de una evolución previa,
      el siguiente paso evolutivo fueron los "sin techo", con lo cual el parecido con los cam-am era mayor.
      lástima que después de ese paso se cerró la categoría y se acabó la historia.
      algún día tengo que hacer un post con esta evolución, es un tema muy interesante...

      Eliminar
  6. A mi me gusta Gaucho; puede que con el tiempo te estés cansando de hacer autitos y que al final no quedes 100% satisfecho con ellos, pero creo que mucho tiene que ver en ésto las expectativas que uno tiene, que suelen ser muy altas. Y de lo que estoy seguro, es de que el macro tiene mucho que ver en tu inconformidad final: ese maldito elemento deja al descubierto defectos que la simple vista no nos muestra. En mano, y más aun en la vitrina, pasa por ser de los mejores, y eso ya es suficiente para los que buscamos tener esas miniaturas de autos que nos traen grandes recuerdos. Por lo tanto, luego de terminar el trabajo, y poner el modelo en la vitrina, debes sentarte en un sillón, abstraerte del mundo, y apreciar tranquilamente el gran trabajo que has hecho.
    De paso, vas pensando en el próximo modelo.
    Y en el siguiente...
    Abrazos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. hola Juan, gracias por tus palabras.
      ya estoy pensando en el siguiente, pero por el momento lo tengo en incógnito.

      Eliminar
  7. Celebro su ambición, su obstinación en ser quien patea el centro, cabecea a mitad del área directo al ángulo... y a la vez ser el arquero que vuela de manera providencial y la ataja.
    Debajo de lo escrito pondría este Chelco.

    Lejos de tratar de arengarlo, voy a hacer un observación técnica, si a este modelo le llegaban sus calcas al agua sería una maravilla. Muchos tercerizan esa parte, incluso muchos se dedican a hacer calcas unicamente por que para hacer un modelo más que manos tienen muñones.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. prefiero quejarme de mis pobres autoadhesivos que quejarme de una calca ajena.
      de todos modos le agradezco la sugerencia,
      la voy a tener en cuenta para cuando necesite echarle la culpa a otro.

      Eliminar