martes, 29 de noviembre de 2011

gambalunga - gaucho models 1/43



 


Hoy les voy a hablar de mi querido Gambalunga.












Este es uno de los primeros modelos que hice, hace casi veinte años.
Todo de madera, excepto las ruedas hechas con monedas.
Hecho con muy poca ciencia y con mucho sudor.



Dese el punto de vista técnico, tiene muchos detalles de terminación mejorables que hoy no me perdonaría.
Pero fue hecho con mucho amor, en un momento muy especial.
Por ese motivo, de todos los modelos que hice, es el regalón.



Era el difícil comienzo, en un tiempo en que ni siquiera sabía qué era o cómo debía hacerse un auto.
Tiempo en que las ganas de hacer superaban la falta de información disponible
(piensen que en esa época no había internet, ni cable, los libros eran caros y mi economía muy precaria).



Así fue que con más ganas que posibilidades y mucho sentimiento, hice mi desproporcionado e imperdonable Gambalunga (algo así como piernas largas, para el que no tenga un diccionario a mano).





Acá mando una vista recreada por un amigo, a partir de una foto.


Obviamente no representa ningún auto en particular.
Pueden imaginar un prototipo de los años 20, para batir records de velocidad.
Una mezcla brutal de fuselaje de avión de caza, radiador de tractor y ruedas de bicicleta.
Un despropósito en todo el sentido de la palabra, un desaforado canto a lo obtuso.






That's All Folks!


Gaucho Man
el obtuso

jueves, 24 de noviembre de 2011

el especial de los viernes: ferrari f40


Ya les he repetido hasta el hartazgo que no soy ferrarista.
Me gusta mucho la 288 GTO y las más viejas.
Pero me atrae la F40.
No por su aspecto.
Por el contrario, si hablamos de aspecto, me parece fea.
Como sin terminar, incompleta.
Me atrae el concepto.
En las palabras de Enzo, cuando celebraba el 40 aniversario:
"Es el auto que sirve para ir al autódromo, correr, ganar y volver a casa".
Una brutal mezcla de fórmula uno y auto de calle.
El sueño de un Mark 5 hecho realidad.
Cruda, bestial.
Sin lujos, sin concesiones a la estética o al confort.
Sin detalles ni cromados ni adornos.
Pero ultradeportiva, funcional.

Y justo ahora HW sacó una serie 1/43, qué mejor oportunidad para hacer un comparativo.

Con ustedes los participantes:

Hot Wheels
Por si algunos no lo saben, cuando Mattel compró todos los derechos para comercializar réplicas de Ferrari,
se encontró con una dura realidad: no tenían una triste matriz de autito Ferrari.
Por suerte (para Mattel) había gran cantidad de colecciones que tenían Ferraris en sus catálogos.
Entre otras Detail Cars, tenía un maravilloso F40.
Así fue como Mattel se hizo de varias matrices de varias empresas,
entre otras de Detail Cars.
Tengo la sospecha de que esta Ferrari es hecha a partir de la matriz de Detail Cars.


Bburago
Este producto corresponde a una generación anterior de modelos,
que pese a la escala 1/43, apunta más al juguete.
En tal sentido, queda prohibido quejarse por las ruedas.



Herpa
Este modelo pertenece a una serie de Herpa llamada High Tech.
Tiene varias características sorprendentes, de las cuales sólo les voy a adelantar que es de plástico, casi no tiene metal.
Aunque Usted no lo crea.


Matchbox
Mírenlo, después hablamos de éste.


Veamos las trompas:

HW                                       BBurago

   

La de Bburago tiene el cavallino un tanto sobredimensinado.

Herpa                                 Matchbox

   

La de Matchbox es a prueba de chicatos.

Vamos por las traseras desde arriba:

HW                                       BBurago

   

Hot Wheels, miren que tiene espejitos con reflejante pegado.
Bburago, con una serie de cosas, cosos y cositos que pretenden esquematizar un motor.

Herpa                                 Matchbox

   

Si bien la reproducción del motor Matchboxes muy esquemática, tiene toques de cromado que le dan un buen aspecto.

Ahora unas vistas al azar:

Hot Wheels


Bburago
(vieron qué lindas ruedas que tiene?)


Herpa (también tiene espejitos con reflectante)



Matchbox
Más arriba les dije que lo miren en detalle.
Ahora les digo que, en realidad, este modelo es escala 1/59.
No está tan mal, sobre todo si considermos que es de 1988, tiene ya 21 años.



Con ustedes, las fotos de familia, en la que se ve la diferencia de tamaño del MBX.

    

Opinen que es gratis.

Gaucho Man
el impreciso

domingo, 20 de noviembre de 2011

dodge wc54 - gaucho models 1/43

Allá por 1998 tomé contacto con un bicho de estos que usaban para publicidad cerca de mi casa.


Le gasté 31 fotos que alcanzaron para hacer un plano y empezar a trabajar.

   

El cuerpo está hecho todo de madera balsa de un milímetro de espesor, es tan liviano como frágil.
Esa fragilidad fue un problema, porque un día vino la hija de una vecina y lo agarró de los costados con tanta mala leche que le hundió los dos paneles laterales.





Habiendo emparchado los laterales con más madera, me dediqué a pensar cómo lo pintaría.

   

Renunciando a la version "fletes sol", la única alternativa que se me ocurría era pintarlo de verde militar, lo cual también me disgustaba.
Como siempre, decidí postergar la decisión y el pobre bicho se pasó diez años guardadito en una caja.


Busqué colores en internet.
Lamentablemente todas las alternativas eran en verde oliva militar, no quería eso para mi colección.
Después de mucho buscar, encontré una ambulancia militar, quizá de fuerza aérea o armada naval, color celeste mate.
Le jugué la ficha al celeste pero lamentablemente la pintura resultó más brillante que lo que esperaba.
Finalmente el furgón quedó civil y celeste brillante, como lo ven.
Un amigo que me sugirió buscar alguna publicidad con fondo celeste, Gulf quizá.
Lo tengo en estudio (a Gulf, no a mi amigo).



De la comparación con las fotos surge que mi bicho no es exactamente igual al WC54.
Más bien podemos decir que es una versión libre, quizá una versión naif del original.

   

Hay muchas cosas mejorables, como algunas molduras y detalles de la chapa, puertas.
O el interior inexistente, parece un Lledo de la primera época.



Rescato el hecho de que está todo hecho a mano.
Excepto los transparentes, luces, patentes, picaportes y bracito del retrovisor, es totalmente de madera, hasta las ruedas.





Como ven en esta foto, es tan frágil que duele.
Recuerden que todo es madera balsa de 1 milímetro de espesor.



Gaucho Man
el irrisorio

viernes, 18 de noviembre de 2011

bonus track: talbot lago t26 - spark 1/43

Antes de pasar al autito, vamos a hacer un poco de historia, como para entenderlo y disfrutarlo mejor.



Allá por 1947, el señor Anthony Lago reflotó un viejo motor de la preguerra y con todos los recursos dispo ibles logró extraerle voluntariosos 165cv.
Lamentablemente esta potencia no bastaba para enfrentar a la competencia que andaba por los 300cv.
Un nuevo diseño de tapa de cilindros y doble encendido le permitió llegar a los 260cv.
Este fue el motor que heredó el Talbot Lago T26C.
El monoposto aún conservaba componentes de los años treinta, como ser el chasis, suspensión a ballestas y unos pesados tambores de freno.
El auto debutó en el Gran Premio de Mónaco de 1948 y ya se veía obsoleto en comparación con los modernos Alfa Romeo, Maserati o Ferrari.
Pese a todo, el Talbot salió segundo gracias a su menor consumo que le permitió correr toda la carrera sin tener que repostar combustible.
Luego siguió un primer puesto en Spa y varias victorias en pruebas menos importantes.
Por más datos de este auto, les recomiendo visiten el blog de mi amigo Vasco, que con su habitual meticulosidad y precisión, les da más detalles que yo:

Y acá empieza lo que quiero contarles.
Con miras a las 24 horas de Le Mans, se colocaron luces, guardabarros y se esanchó el cockpit para acomodar las dos plazas reglamentarias.
Es decir que a los efectos de die cast, hicieron un auto totalmente diferente.
Pilotado por Louis Rosier y Jean-Luis Rosier, el viejo auto de gran premio devenido en coche de resistencia logró una de sus mejores victorias en el circuito francés.
Quiero resaltar que ganó en 1950 con un diseño y motor que databan en su mayoría de 1936.
No es poco.

En otra entrada anterior conocieron al modelo de Ixo:



Ahora les presento este de Spark.
Mírenlo primero desde la izquierda.




Y ahora desde la derecha.



Lo muestro de los dos lados porque es asimétrico.



Por alguna razón, los últimos autos que me encandilaron, son todos asimétricos.



Siempre digo que lo bueno de Spark son las cajitas bajas que ocupan poco espacio.
La verdad es que también tienen otras cosas interesantes.
Miren, por ejemplo estas ruedas, el múltiple de escape o la sutileza de la correa de cuero cerrando el capot.





La trompa también tiene sus puntos de interés.
Por ejemplo la parrilla calada con un par de fierros que se adivinan por detrás.
O la toma de aire esa cilíndrica que también tiene una rejilla.



Y el magnífico juego de cuatros luces, un detalle bizarro en estos autos.

Veamos el interior.
Eso que parece el autostéreo, es un espejo retrovisor.
El parabrisas es inverosímilmente delgado.
Y la pedalera.
Aunque no se ve en la foto, el asiento está dividido en dos, pero también es asimétrico.



Para le postre les dejo el caño de escape y lo poco que se ve de la suspensión trasera.



Para despedirnos, los invito a cerrar los ojos, sentir el viento en la cara, mientras aceleramos el motor a 2200 vueltas en directa.
Guantes de cuero y antiparras, el olor de la campiña y el ruido del motor.
Lo demás queda para ustedes.




That's All Folks!


Gaucho Man
el renuente