jueves, 15 de agosto de 2019

liebre iii aranzana - gaucho models





EL HOMBRE DEL AUTO AMARILLO

Hace unos días hablábamos del Señor Evaristo Aranzana
Si miran en el blog de Chelco van a ver que el hombre inició su carrera (nunca mejor empleada la expresión) con un Torino.
Luego del Torino, compró una Liebre III , después un Formisano con motor Tornado  (recuerden el auto amarillo que vimos hace unos días) y finalmente un Vounta (que no hice ni creo que haga).



Cuenta la leyenda que esa Liebre III que compró Aranzana estaba preparada para TC y para correr en SP hubo que hacer algunas modificaciones.




EL AUTO AMARILLO

Me sentí especialmente motivado cuando vi una foto de la Liebre amarilla que me hizo entender los cambios hechos para que un auto de TC corriera en SP.



Al menos en lo que se ve en la foto, el auto tenía suspensión más baja y ruedas más anchas.
Las ruedas más anchas y bajas quedaban fuera de la carrocería, lo cual estaba prohibido por reglamento.
Para subsanar el problema, esancharon los guardabarros de la Liebre con unas modestas pestañas de chapa.



Para completar la conversión, le agregaron un alerón trasero.
Había un recorte en el guardabarro delantero atrás de la rueda pero no me animé a cortar el metal para no complicarme haciendo algo "adentro" para que se viera desde afuera (un pedazo de motor, algo de chasis o lo que fuera).




EL AUTITO AMARILLO

Luego de hacer el Formisano, me sobraron algunos calcos y mucha pintura amarilla.
Tenía la foto motivadora y una Liebre extra que debí salir a buscar.



El proceso fue sencillo. Desarmado, esanchado de guardabarros, pintura, calcos y armado.
Los esanchados fueron hechos con papel debidamente endurecido con varias manos de pegamento.



Para los calcos, usé algunos que ya tenía y otros de un juego de calcos especiales para pintar Liebres Aranzanas.



Lo más cuestionable es el alerón trasero que quedó bastante fulero.
Por un lado, la pintura aluminio no es lo que era antes.
Por otro lado, el material resultó demasiado blando y quedó ligeramente doblada, si miran las fotos quizás lo puedan ver.



Lo demás fue ubicar las Gaucho Ruedas, esenciales para cualquier SP.
Tuve algún problema de pintura que sólo vi cuando procesaba las fotos pero a esta altura ya no me preocupa.



Pese a todo, quedé especialmente contento con el auto, realmente se ve cojonudo y más aguerrido que el original.






That's All Folks!




Gaucho Man
el abyecto






miércoles, 7 de agosto de 2019

alfa romeo tz - model best 1/43





CONTACTO EN LONDRES


- Le conseguí el Alfa, venga a verme- dijo la voz en el teléfono.
- Dónde lo encuentro? -pregunté desconcertado.
- Lobby del Park Plaza Hotel, después de la cena.



Perkins se desparramaba sobre un sillón, y me miraba con una mezcla de desprecio y desconfianza,. Me quedó claro que no le simpatizaban los argentinos.
Para ablandar la situación le busqué un tema común que abriera el diálogo.
- Lo manejó usted? -mi voz salió temblorosa.
Me miró como si considerara indigno de hablar con él.
Otra vez un silencio interminable mientras me atravesaba con la mirada, enfocando un punto más allá de mi cara, por detrás de mi nuca.
- Por supuesto. Era incómodo para meterse adentro pero una vez sentado, calzaba como un guante. En la pista andaba, -tomó su vaso de whisky con la mano y lo miró atentamente un instante; luego dio un breve sorbo y se quedó saboreando, después terminó la frase- andaba rápido.
Yo me quedé mirándolo en silencio.
- Nervioso como todos los Alfa, para correr había que llevarlo alto de vueltas, -agregó mientras se ponía de pie indicándome que la reunión había terminado.



Caminando hacia la puerta, Perkins puso una bolsita de papel en mis manos, casi con disimulo.
- Después me paga, usted sabe - me dijo clavándome la mirada- y recuerde que yo no estuve aquí, yo no lo conozco ni le di nada.




De regreso en mi hotel, a puertas cerradas, abrí el paquetito que me entregara y saqué el autito rojo.
Perkins tenía razón, es muy pequeño. En la web encontré una foto donde se ve el espacio que ocupa un hombre en el cockpit y la puse en comparación con una Liebre, más o menos contemporánea y más o menos en la misma escala, la comparación es elocuente.



Siendo tan chiquito, no es de extrañar que anduviera fuerte.


A SOLAS CON EL AUTITO



Es tan chiquito que puede pasar por 1/64.
Sin embargo, se ve completito, vamos por adelante.



El frente está presidido por las dos luces principales, con sendas tulipas de porte macizo, que crean un desagradable efecto óptico.
Más abajo se ve la parrilla con bordes superiores cromados y en el centro el biscione, todo en vistosos cromados,
y por si quedaran dudas, el cuadro se completa con dos luces adicionales que en este modelo vienen cubiertas de negro.




Más atrás siguen los dos retrovisores cromados y los limpiaparabrisas negros.
La palanca de cambios y el freno de mano también son cromados,
El resto del cockpit está en color negro y no se ve demasiado.
No se aprecian en la foto, pero a los costados también hay unos ganchos para el capot en plástico negro.

Las ruedas se ven muy adecuadas y bien logradas.



Por la luneta trasera asoma una rueda de auxilio exactamente igual a las otras cuatro que equipa el modelo.




La cola trunca está pintada de negro.
El negro resalta las luces traseras pero no demasiado.



No soy de fijarme en los bajos, pero en este caso les pondero el escape tan voluntarioso como cromado. Por mi se hubieran ahorrado el gasto, creo que no hacía falta.



Se ve que es un diseño verdaderamente icónico y que varios fabricantes salieron corriendo a replicarlo.
Buscando en los blogs de Antonio, Diego y Juan encontré que el autito también está replicado por MetroIxo e Ixo de carrera, respectivamente.

Comparando los modelos, se ven ligeramente distintos en rasgos generales y también en pequeños detalles como la toma de aire sobre el capot o las tulipas transparentes.
En defensa de los fabricantes de autitos debemos admitir que estos modelos se construían manualmente en pequeñas series, por lo cual no es de sorprenderse que hubiera diferencias entre uno y otro ejemplar.



Es un lindo modelo, infaltable en cualquier colección de Alfas.

Perkins tenía razón.


That's All Folks!



Gaucho Man
el renuente






martes, 30 de julio de 2019

ford capri santapod gloworm - corgi 1/43





LA CAPSULA DE TIEMPO

Mirando para atrás, los primeros 1/43 llegaron en mi primera infancia y pasaron directamente al recuerdo: un Ford GT40 de Solido, un Mercedes de Buby, y un Fiat, quizás de procedencia italiana. 
Todos ellos fueron cabalmente extraviados y sólo viven en mi recuerdo.



Este Ford Capri sobreviviente  llegó a mis manos cuando tenía diez u once años, una edad en que ya tenía conciencia de conservación de autitos y esa una de las circunstancias que le aseguraron el pasaporte a la posteridad.
El modelo fue traído de Miami por la madre de un pibe vecino que hoy también está perdido en el tiempo.



Su gran tamaño lo hacía inútil para la pista e incompatible para compartir con los 1/64, es decir que quedaba relegado en cualquier juego.
La escala 1/43 es la otra circunstancia que lo mantuvo vivo, en el estado de conservación en que se encuentra, hasta hoy.



El modelo representa un "funny car", según la terminología, aunque no logro imaginar qué veían de gracioso los yankis en estos autos.
Según la Wikipedia, los funny cars son autos con carrocería de fibra montadas en robustos chasis, que se usan para las carreras de aceleración.



No confundir con los dragsters.
Los dragsters tienen el motor atrás del conductor y no tienen carrocería; como si fueran un fórmula uno sesentoso muy largo y flaco.
Los funny tienen el motor delante del conductor y si bien las formas son muy aproximadas, desde afuera y sin anteojos, se ven como un auto de calle.
Hay un montón de especificaciones reguladas para calificar en la categoría, aunque la Wikipedia no dice nada de la carrocería aperturable.




ANATOMÍA DE UN SOBREVIVIENTE

En cualquier caso, causa cierta ternura el esfuerzo de los ingleses de Corgi para adaptar un auto inglés como el Capri para recrear un coche gracioso a la usanza yanki y vender en el país del otro lado del océano.
Tanto esfuerzo para terminar en estas pampas guardado en una caja durante cuarenta años.

Lo primero que se aprecia es el estado de la pintura, de alguna manera se fue manchando, como si la pintura exudara un color amarillento. Es curioso porque otros modelos vistos en Ebay, obviamente igual de viejos, se ven blancos inmaculados.



Hay que aplaudir los calcos de legítimo papel autoadhesivo, que sobreviven tras tantos años, manteniendo colores y adhesividad.



Apreciamos la costumbre de Corgi de complicar sus modelos con mecanismos que aunque resulten mínimos, fueron la entrada a la mecánica para muchos de nosotros.
En este caso, hay un botón disimulado en el paragolpes delantero que al ser accionado, libera un resorte escondido en el baúl y levanta la carrocería.



La idea era presionar suavemente el paragolpes y la carrocería quedaba liberada para abrirse. Obviamente, el jueguito era tirar el auto para que choque contra la pared y observar la carrocería saltando en franca apertura.
Lamentablemente el resorte se perdió en el tiempo y fue reemplazado por otro de menor potencia. El efecto es que el autito no puede soportar su carrocería en posición abierta.
Por eso tendrán que sufrir mis manotas en las fotos de la apertura.



La apertura muestra una pieza articulada en el capot y que desliza sobre el chasis, que ayuda a mantener la robustez del conjunto, sobre todo en la posición abierta.



Abriendo el conjunto, queda a la vista el motor con cárter y toma de aire en color cobre.
Los escapes, también en color cobre son una delicia.



Notar la toma de aire que al bajar la carrocería, termina asomando por una apertura en el parabrisas.



Más atrás hay una robusta jaula antivuelco que atesora un monigote que representa un conductor con buzo antiflama y un casco de curiosa configuración.




LA VERDAD DE LA MILANESA

Por lo que pude averiguar, Santa Pod es una pista para carreras de aceleración, sita en Inglaterra, en algún lugar entre Londres y Birmingham.

La sorpresa fue comprobar la existencia real del engendro.
O al menos de uno muy similar.
(la gráfica es muy similar).



Por lo que pude leer, este auto fue llamado "The Sting" y fue el primero -o de los primeros- funny cars en Inglaterra, desarrollado por un tal Phil Edson.
Esta foto es de los ochenta, es decir, posterior al momento que Corgi fabricó el autito.




That's All Folks!



Gaucho Man
el adecuado





domingo, 21 de julio de 2019

cadillac 1951 ambulancia - jodos 1/43




Uno de los rebusques de Jodos era la modificación de modelos, eso que hoy llamamos "customización".
Así es como de su casa de la calle independencia salieron limousinas, furgones, woodies, ambulancias, carrozas fúnebres y otros derivados.



Atrasen el calendario unos veinte años y piensen que el mundo del diecast era mucho más pequeño. Menor variedad y cantidad de modelos, menos coleccionistas.
Y menos coleccionistas capaces de cincuenta o setenta dólares en un autito para destripar.

En estos tiempos mezquinos, Jodos aprovechaba este nicho natural y fabricaba engendros como el que hoy nos ocupa.




UNA PERLA ASÍ DE GRANDE!

Revolviendo cajas, encontré esta perla olvidada, un auténtico Jodos que quizás nos sirva para agregar un nuevo capítulo al informe de la semana pasada.
Mientras miran las fotos, vamos a seguir analizando el fenómeno.



Jodos serruchaba el autito a la altura del capot o del parante B para luego suplementar o reemplazar la trasera. Digo que serruchaba porque no siempre tuvo tornito Dremell ni similar.
Imagino que para un encargo puntual trabajaba sólo un modelo, mientras que para una mayor cantidad de modelos o variantes, se embarcaba en el zafarrancho de hacer molde y clonar trompas o capots.




LA BALLENA BLANCA

Les aseguro que el modelo es pesado.
Metal o masilla epoxi? That is the queston.



En los bordes de las ventanas laterales se aprecia el grosor de las paredes propio de los body hechos con masilla epoxi, pero queda la duda: original o clon?
Lamentablemente la capa de pintura cubre todo e impide conocer el material constitutivo.



Si bien queda claro que el body es artesanal, podemos asegurar que la trompa es tomada de un Cadillac legítimo. La trasera también parece tener ADN de Cadillac original asimilado a las formas rechonchas del portón.




ANATOMÍA COMPARADA

Mirando las fotos se advierten algunos trucos básicos y también pequeñas desprolijidades.
Hay que decir que el conjunto reclama complicidad al observador eventual. 
Por tal motivo, no me voy a molestar en señalar ni enumerar puntos que cualquier ojo entrenado puede ver pese a mis fotos tan chotas.



Se puede pensar que el modelo es un tanto primitivo o básico, para lo que se espera de un artesano.
Parece una ambulancia pero no tiene luces ni sirenas, ni siquiera cruz roja.
El interior tiene un sólo un modesto asiento de dos plazas y un volante.

Es tan espartano que ni siquiera tiene una plancha interior que tape las ruedas para que no se vean desde adentro.
Antes de empezar a criticar, recordemos que hace veinte años no estaban los recursos, materiales o técnicas que tenemos hoy en día.
Quizás tampoco había tanta exigencia.

En tal sentido, cabe detenerse a analizar su circunstancia.
Sería éste Cadillac un trabajo de los comienzos, un clavo que no lograba vender?
Habrá sido una suerte de "modelo económico" o "segunda selección"?
O un modelo que nunca terminó de desarrollar por falta de compradores o accesorios (sirena, luces de emergencia o un interior con camilla).



Los que recuerden mi viejo post sobre Jodos sabrán que cuando lo conocí, su economía era precaria. El hombre necesitaba dinero y vendería cualquier cosa con tal de llegar a fin de mes.
Tal vez esa necesidad lo obligó a poner en venta un modelo que calificaba como viejo o nonato.

Que quede claro: No pretendo descalificar el trabajo de Jodos.
Por el contrario, quiero señalar otro aspecto, otro punto de vista para analizar estos modelos artesanales, los de ayer y los de ahora.
Y seguir aplaudiendo estos trabajos, por humildes que resulten.

Magnificent ballena blanca!






That's All Folks!



Gaucho Man
el beodo






AVISO IMPORTANTE PARA LOS REZAGADOS:
Los que no mandaron selfie, todavía están a tiempo aunque no por mucho.
La foto puede ser con autito o sin autito, delante de vitrina o en zunga.
Mi correo es gauchomodels@gmail.com .