martes, 19 de septiembre de 2017

baufer cheetah - carta de colores





EL COLOR DEL DESEO

Varias veces me he quejado de la dificultad de conseguir información sobre los autos de competición pretéritos.
Como para ilustrar la dificultad les planteo este caso.
Se trata de un Baufer que corrió el recientemente fallecido Andrea Vianini.
Por alguna razón ignota, hay muy poco registro fotográfico.
Hay una foto muy común, en un color muy poco varonil, que es la que se ve en todos lados.
En la foto se adivina el sol en contra, además es foto de época, con película vieja que a veces favorecían una gama de tonalidades, conservada en papel de revista decolorado por el tiempo, y digitalizadas ahora, lo que resulta en colores con muy poca credibilidad.
Llamèmosla "foto uno".



Buscando en la web, encontré una o dos fotos en color pero los colores apenas coinciden en una gama que va del rojo apagado al fucsia brillante.

Acá se ve un poco màs rosado.



Acá se ve màs colorado aún.



Y acá lo veo definitivamente rojo:



También analicé otras fotos viejas con un programita para colorear fotos en blanco y negro y los resultados sólo agregaron confusión.




EL COLOR QUE CAYÒ DEL CIELO

Hice una encuesta en FB, en un grupo de viejos tuercas y memoriosos que vieron correr al auto original en el tiempo original; las respuestas estuvieron entre el lila, violeta y fucsia.
Lamentablemente, mi cerebro es daltónico y no entiende ni identifica la diferencia entre estos colores.
Hubo uno que me tiró un dato fundamental: "Le decían El Cardenal".
Por lo colorado? No! Por el color de la toga de algunos religiosos.
Me resistía a creer en colores poco serios.




ANY COLOR YOU LIKE

Decidido a todo, con la ayuda de mi hijo hice una composición de varias fotos (en realidad, siempre la misma foto) coloreada en varios colores y lo puse en el mismo grupo como ronda de sospechosos.



La tonalidad ganadora es la de arriba a la izquierda, muy cerca de la "foto uno".
Quizás fuera por la exactitud del color o porque esa "foto uno" (que está en cualquier lado) modificó el recuerdo de todos los opinantes.



Finalmente debì aceptar que el color es ese rosa marica, tan poco apropiado para un auto tan musculoso.
En fin, ya compré un color parecido en la pinturería y muy pronto verán el modelo pintado.
Ahora restan detalles.



To be continued.



Gaucho Man
el daltónico