viernes, 11 de mayo de 2018

postales de johannesburgo





LA HORMIGUITA VIAJERA

Hace un tiempo tuve oportunidad de visitar Sudáfrica por cuestiones de trabajo. Para los que se animen a seguir leyendo, paso a compartir algunas conclusiones innecesarias de una experiencia apretada.


El viaje fue muy breve: un día volando, tres días allá y otro día retornando.
Geográficamente también fue bastante acotado. Hotel a pocos metros del aeropuerto, viajes a la fábrica y saliendo a comer a la noche (nos llevaban y traían), y un día en un súper shopping, es decir tres días en una atmósfera súper controlada y poco conectada con la realidad local.


‎No vi autitos, fue duro constatar que sólo se veían los mismos Majorette 1/64 que podemos ver acá y algunos Bburago 1/18 (debe ser muy aburrido un lugar asì).


Los autos son más o menos los mismos que se ven acá y/o en cualquier parte, la globalización es así. Aunque quizás allá hay más cantidad de autos nuevos.
Quizás esta fuera la excepción de la regla: un legítimo Studebaker de los sesenta salido de la capsula del tiempo.


También vi este BMW que jamas había visto en estas pampas.
Parece mi VW Suran aunque imagino que debe ser un poco más caro.


Tienen terribles taxis, Mercedes de clase C o D, pero también tienen de estos:




Ya había estado allá en 2005, en un viaje similar, lo que me permitió ratificar algunas impresiones anteriores y sacar conclusiones nuevas.


Es un gran país, pujante y con mucha industria (varias automotrices, minería y productos de campo (ganado y cultivo). 


El centro donde estuve creció al extremo de encontrar edificios nuevos donde antes había edificios viejos o espacio libre.


Son todos lugares grandes unidos con autopistas fantásticas. 
Como en algunos lugares de Miami, el auto es una herramienta indispensable para ir a cualquier lado. Cualquier parte queda a más de 3000 metros de distancia.
En la foto de abajo se ve un puente peatonal de los muchos que hay para que la gente pueda cruzar la autopista.


Estas estructuras de fierro se encuentran cada mil o dos mil metros en las autopistas,
contienen sensores que monitorean las patentes y automáticamente cobran peaje y debitan en las tarjetas de los correspondientes conductores.


Esto es el patio de comidas de un shopping, aunque no parezca, eso que se ve arriba es cielo raso.



NO SOLO DE TURISMO VIVE EL HOMBRE

Ahora analizamos la parte más sabrosa del viaje.
Esta fue la primera cena, no se qué parte era ni de qué animal pero parecía cuadril, muy sabroso. Lo otro eran papas fritas, pasta de verdura (¿!) y una palta que ni toqué.
No me animé a probar las salsas acompañantes.


Esta fue la segunda cena: bife de jabalí con puré y aros de cebolla,
Sabroso pero un poco duro para masticar, no por nada lo sirven con ese cuchillo.
Quise traerme el cuchillo de recuerdo pero cordialmente me explicaron que no estaba incluido en el precio.


Este es un menù del Hard Rock Cafe, pollo con unos condimentos desconocidos pero espectaculares. Lo acompañan papas fritas en vaso y una maceta con algo parecido a una ensalada rusa que no me animé a probar.


Comentario final: como se sabe, hay mayoría de población negra, y se rumorea que los negros están muy bien dotados. 
No vi ninguno de cerca y la verdad es que me dió vergüenza preguntar, pero a juzgar por el tamaño y forma de los mingitorios imagino que debe ser así.
Por las dudas no me agachè a levantar el jabòn ni ninguna otra cosa.


That's All Folks!





Gaucho Man
el itinerante





26 comentarios:

  1. Demasiado moderno para mi gusto.
    Impresionante la estuatua de Nelson Mandela.
    Me subo antes al Studabaker que a esos taxis naranjitos.
    Creo que el BMW que mencionas es un Serie 2.
    El pago a distancia de las autopistas me parece una gran idea por aqui te tienes que parar costantemente durante el mismo trayecto.
    Por favor a estas horas no pongas fotos de comida que ya estoy salivando sobre el teclado.
    Saludos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mandela es el hèroe nacional, aunque no sè què tanto siguen sus preceptos.
      La comida era rica, aunque me parece que los lugareños comìan màs sano.
      bon apetit!

      Eliminar
  2. Estaba comiendo. Y justo tenía la boca llena de comida cuando he leído el comentario de los mingitorios. A ido de poco que no me atraganto...... 😂😂😂😂

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ops! eso quiere decir que has andado espiando en los baños del continente negro!
      veo que tù tambièn eres un pelìn pervertido.

      Eliminar
  3. Todo muy lindo, pero sin autitos 1/43 de competición eso no es vida.
    En serio, una lástima hacer estos viajes y que no puedas tener la libertad de recorrer otro tipo de lugares.
    Abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La libertad la tenìa, lo que no tuve fue tiempo, el ùnico dìa que tuve libre fue feriadon nacional y terminè dando vueltas por un shopping.
      De todos modos ni siquiera vi autitos 1/43 bburago...

      Eliminar
    2. Un amigo mio batió record, se fue de mochilero a la India y duró un dia, unas horas en nueva delhi, se imprecionó con el panorama y pegó la vuelta.

      Eliminar
    3. Es que la India es àspera.
      Yo no estuve pero en mi vida anterior, de empleado en una multinacional, varios compañeros visitaron el paìs de las vacas sagradas.
      No contaron buenos recuerdos, la diferencia cultural es insalvable.

      Eliminar
  4. Buenisima la cronica, me encantaron los mini Taxis y muy lindo el Studebaker.
    Buenas fotos!

    La proxima vez busca alguna tienda de hobbys en google map antes de viaar a ver si te traes algun 1:43 jaja, aunqueno quizas en Sudafrica no existan.

    Saludos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. busquè en google y sòlo habìa una o dos, muy distantes y perdidas dentro de la ciudad (yo estaba en las afueras).
      para empeorar, el dìa que tuve disponible fue feriado, es decir que aunque hubiera ido y llegado a la ciudad, seguramente hubiera estado cerrado.

      Eliminar
  5. "Gimme hope Jo'anna,
    hope Jo'anna.
    Gimme hope Jo'anna
    'fore the morning come."

    Porque aunque no lo menciona, supongo que estuvo en Johannesburg.
    La idea de los puentes cada mil metros de autopista es para tener en cuenta. Acá en Vte López están cada 400 metros, lo que nos deja a los aborígenes del lado oeste muy expuestos a los ataques de los gorilas del lado este.
    La estatua de Mandela a las puertas de un shopping me revolvió las tripas. Creo que a Nelson le hubiera causado el mismo efecto.
    Los platos me parecieron muy bien balanceados, y les hubiera entrado con gusto. (Aunque ese jabalí pareció probar que la mejor forma de servirlo es al escabeche o a alla cacciatore).
    En ese capítulo gastronómico, noté con freudiano interés una expresión repetida por Ud.:"no me animé a probar". Por lo tanto, no voy a hacer comentarios sobre el apartado de los mingitorios...
    Me olvidaba; me gustaron los tuk-tuk del sur.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El pobre Nelson ahora es marca registrada, se venden sus camisas a doscientos dòlares.
      Creo que Nelson tampoco se hubiera animado a probar de un mingitorio.
      Los tuk-tuk eran alucinantes. Vio la foto del morocho durmiendo la siesta en el asiento de atràs?

      Eliminar
    2. Sí,sí. Esa vista es el mejor argumento en favor de la comodidad de esos taxis.

      Eliminar
    3. PD: Tambien me interesaría comprobar si tienen el mismo discurso bruto, fascista y aporofóbico de la mayoría de sus colegas de CABA.

      Eliminar
    4. discurso aporoquè...?
      en realidad la comunicaciòn es uno de los problemas de esta gente, aunque parece mentira, en algunos casos no se entienden entre ellos.
      imagìnese lo que le queda a un argentino que apenas chapucea el espanglish...

      Eliminar
    5. Aporofobia es el rechazo irracional hacia la gente pobre. Es un tema muy interesante, porque en él se puede rastrear la raíz de otras fobias raciales, etarias y confesionales.
      En esa circunstancia, a un argentino que apenas chapucea el spanglish (¡Hermano!) sólo le queda disfrutar del viaje sin tener que soportar a un ignorante que repite como loro el pringoso discurso de Baby Etchecopar,

      Eliminar
    6. Entonces yo tambièn soy aporòfobo!
      Y lo peor de todo es que sobre fin de mes, a veces me aporofobo a mi mismo.
      Me llamò "Hermano", a esta altura ya se dio cuenta que me emociono con poco.

      Eliminar
  6. Bueno, gracias por las pinceladas! Si se come carne entonces aceptaría gustoso el destino, siempre y cuando no sea carne de serpiente, cocodrilo o de otros bichos.

    Por otro lado no me gustan los lugares inseguros para turistas, y en Sudáfrica meten unos palos de cuidado. Al menos en las ciudades, luego en el campo con los leones y la malaria ya es más seguro.

    P.d. lo de los lectores de matrículas y pago asociado ya es muy viejo, cualquier párking público tiene ese sistema hace tiempo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Te acompaño en el recelo gastronòmico. Si tiene màs de cuatro o menos de dos patas, trato de comer otra cosa.
      Queda claro que fui por trabajo y que el lugar no es turìstico, hice lo que pude.
      Lo de los lectores de matrìculas està en cualquier parking pero no de acà, para mi es novedad.

      Eliminar
    2. ¡Psst! Don Gaucho; desde que se cobra peaje en las autopistas existe el PASE, un pequeño transpondedor que se pega en el parabrisas y le descuenta los pagos en la tarjeta de crédito.
      Dígale a sus empleadores que alguna vez lo manden de viaje por acá, así conoce un poco el país, ¿vió?

      Eliminar
    3. che, no soy tan pajuerano.
      el coso ese de parabrisas lo conozco, yo tambièn tenìa uno en mi citro hace casi veinte años ya.
      lo que para mi es nuevo que activen ese sistema con un lector de patentes.
      no me deja pasar una hoy, està terrible!

      Eliminar
  7. Que viaje! Que experiencia!

    Igual...

    La foto más linda es la última.

    Saludos amanerados!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. hola Cabo, lo estuve llamando el fin de semana, no me deje el fono apagado

      Eliminar
    2. Fin de semana complicado, prometo compensar

      Eliminar
    3. Le tomo la palabra.
      Sorpréndame.

      Eliminar
  8. Fin de semana complicado, será compensado!

    ResponderEliminar